Pechuga al horno rellena de paté y jamón

Hoy vamos a preparar unas deliciosas pechugas de pollo al horno rellenas de paté y jamón serrano. Podemos utilizar el paté que más nos guste, en mi caso paté a la pimienta.La combinación de la pechuga de pollo, que siempre es algo insípida, con el paté y el jamón con el que vamos a rellenarla es genial y acompañada de esta salsa que es super fácil de hacer, está para chuparse los dedos.Ingredientes:-1 pechuga de pollo deshuesada-Paté a la pimienta-Jamón serrano-1 cebolla pequeña-1/2 pimiento verde-1 vaso de vino blanco-Aceite de oliva-Romero seco-Pimienta negra molida-Una pizca de colorante alimentario-SalElaboración:Para comenzar a preparar las pechugas de pollo rellenas, lo primero es abrirlas por la mitad como si fueran un libro. Salpimentamos.Ahora las untamos bien con el paté y las cubrimos con el jamón serrano. Cerramos las pechugas y les ponemos unos palillos para que no se nos abran durante el cocinado.Colocamos las pechugas en un recipiente apto para el horno. Pelamos la cebolla y la cortamos en trozos grandes al igual que el pimiento verde. Ponemos la verdura en la fuente al rededor de las pechugas de pollo y las rociamos con un chorrito de aceite de oliva. Ponemos una pizca de colorante en el vaso de vino blanco y rociamos con el las pechugas. Espolvoreamos con el romero seco.Ponemos la fuente en el horno a 200ºC durante 30 minutos aproximadamente, hasta que las pechugas estén bien hechas.Retiramos las pechugas de la fuente y ponemos la verdura y el jugo que nos quede en el vaso de la batidora. Trituramos bien y ponemos la salsa resultante en el fondo de un plato. Colocamos la pechuga de pollo rellena de paté y jamón sobre la salsa y listo para comer.