Panettone de chocolate especial

Hola muy buenos días a todos!!! Regresamos el último día del año para proponeros una receta muy especial. El panettone es de esos postres navideños que poco a poco han ido calando en nuestra cultura. En mi caso, al vivir en Italia un tiempo y estar en contacto con la cultura italiana, llevo más de una década consumiendo esta maravilla de brioche a la italiana. Recuerdo cuando mi profesora de italiano lo recomendaba en clase, nos comentaba que era un dulce típico de las navidades, que se consumía tanto en Natale, el día de Navidad o Capodanno, en fin de año. 
Cuando comencé con el blog, mi curiosidad y afán por elaborar mi propia versión no tuvo límites. El primero que horneé fue el clásico, luego de chocolate, otro de chocolate y pasas y ahora, viene el especial, así es como clasifico al que tiene una decoración más llamativa, atractiva a la vista y al paladar. Hay muchas variedades, rellenos, con glasa por encima… pero he querido dar un paso más con esta cobertura de chocolate y decoración de fiesta. Y no es para menos. Hoy despedimos 2019 y además de hacer balance de lo vivido toca hacer propósitos para el nuevo año.
Estrenamos década, viviremos de nuevo los años ’20 y todos tenemos sueños e ilusiones por cumplir, algunas más factibles y otras más soñadoras. Estando de viaje este año, un buen amigo me regaló una estrella de papiroflexia, para que la colgara en mi casa. Me dijo: -‘te regalo una estrella porque en ella se representan los sueños que tenemos por cumplir.’- Le tomo la palabra y las plasmo en mi panettone. Creo que esta es una noche para para despedir el año y para soñar con el próximo!! Feliz año 2020 a todos!!!
Pasemos a la receta!

Ingredientes: Para un panettone de aprox. 700 gramos.

Para el prefermento o masa madre:
– 125 grs. de harina de fuerza
– 85 grs. de agua templada
-10 grs. de levadura fresca o de panadería

Para la segunda masa:
– 250 grs. harina de fuerza
– 2 yemas y 1 clara de huevo
– 75 grs. azúcar
– 1/2 cdta. sal
– 85 grs.  mantequilla punto pomada
– 85 grs.  agua templada
– 10 grs. levadura fresca o de panadería
– ralladura de  1/2 naranja
– 1 cda. agua de azahar
– 1 cda. amaretto o licor marsala
– 100 grs. pepitas de chocolate
– mantequilla derretida para pintar

Para la cobertura:
– 100 grs. chocolate cobertura
– 30 grs. nata para montar
– 2 cdas. golden syrup o 2 cucharadas de azúcar glass
– sprinkles de chocolate para decorar

Preparación: Comenzamos con el prefermento o masa madre. Disolvemos la levadura en agua templada, añadimos la harina en un bol y lo mezclamos con una cuchara. Os quedará un masa pequeñita que no trabajaremos demasiado. Tapamos con un film y dejamos reposar 3 horas mínimo o mejor si la dejamos toda la noche en la nevera. Una vez haya doblado o triplicado el volumen la tendremos lista. 
A continuación, tamizamos la harina de la segunda masa en un bol al que añadiremos la masa madre en el centro y el resto de la levadura disuelta en agua templada. Colocamos a un lado la sal. Batimos los huevos, con el azúcar, el agua de azahar, el licor y la ralladura que añadiremos mientras vamos amasando. Por último, iremos agregando la mantequilla poco a poco. Una vez la hayamos amasado y estén integrados todos los ingredientes, añadimos las pepitas de chocolate. Si necesitáis un poco más de harina durante el amasado no os preocupéis. Todo depende del tipo de harina que uséis. El resultado es una masa tipo brioche suave y elástica. 
Rodal calado plateado de Tus Blondas


Boleamos y la ponemos en nuestro molde de papel. Dejaremos levar hasta que sobrepase un poco el borde del molde. Pueden ser 2 ó 3 horas. Depende de la temperatura ambiente que tengáis en casa. Por lo general suele subir muchísimo. 

Pintamos con mantequilla derretida y horneamos unos 40 minutos a 180 grados. Con el aroma que desprende os sentiréis como en un obrador italiano! Santa madonna!
Enfriar del revés. Lo suyo es clavar unos palitos de pinchitos de lado a lado en la base y dejarlo enfriar apoyado en alguna parte sin que toque la superficie. Yo me ayudé de dos latas de galletas. Así la miga es menos compacta y está mucho más aireado.

Para la cobertura de chocolate disolvemos el chocolate al microondas, añadimos la nata caliente y el azúcar o golden syrup. Extendemos en nuestro panettone y decoramos. Dejamos secar completamente y guardamos en envase hermético. Al ser masa brioche no dura tierno mucho tiempo. Aunque os aseguro que suele durar poquito…

Espero que os haya gustado la receta. Está aromatizado con agua de azahar, ralladura de naranja y licor que le dan un toque muy especial. No tiene comparación el que podemos hacer casero con el que compramos. Aunque estén muy ricos también, te llevas la satisfacción de comerlo recién hecho, sin ningún tipo de conservantes y con los ingredientes que uno mismo selecciona. Todo un placer y un lujo que podéis dar forma en vuestra propia cocina. 
Os envío mis mejores deseos para la entrada en este nuevo año! Que paséis una nochevieja de cine!!!

Vuelvo en el 2020 con más y mejores recetas! Un saludo muy dulce!

Maribel García 🍓

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *